La Biorresonancia Cuántica es una terapia que analiza el funcionamiento de nuestro cuerpo, cómo se sobrecarga y cómo actúa ante determinadas situaciones con el objetivo de que de detengan la perturbaciones generadas y se logre restaurar un estado armónico de bienestar.

Nuestro cuerpo es materia o masa formada por una complejidad de células que se organizan de tal manera que forman tejidos, los cuales forman órganos y éstos, a su vez, sistemas homogéneos entre sí.

Los aparatos son un conjunto de órganos que desempeñan una determinada función aunque no deben tener necesariamente predominio de ningún tejido, de modo que el aparato locomotor está formado por la unión de varios sistemas, óseo, muscular y articular.

Como se observa, cuanto más de estudia el cuerpo humano en su totalidad, más evidente es que se trata de un diseño de ingeniería divina, que lo distingue y hace único en la Naturaleza por sus características biológicas, emocionales y mentales.

Nuestra estructura bioquímica está constituida por moléculas que vibran constantemente y éstas, a su vez, por átomos los cuales también vibran. Se trata de unidades de gran importancia informativa porque, gracias a dichas vibraciones, la materia de nuestro cuerpo crea campos gravitatorios y cargas eléctricas.

Son sistemas de biofeedback que miden y recogen, a través de las ondas energéticas que emite nuestro cuerpo, informaciones fisiológicas para favorecer conjuntamente nuestra arte, física, emocional y mental.

Estos datos permite que podamos realizar una emisión de ondas bioenergéticas que programemos la terapia más adecuada para que el paciente alcance el equilibrio global en su organismo.

La electricidad y el magnetismo se asocian para generar campos electromagnéticos, que son energía que tiene a irradiarse desde el interior hacia el exterior de los átomos. De las moléculas de nuestro cuerpo, sale esta materia en forma de luz, pequeñitos fotones que portan quantos. Recogemos campos magnéticos generados por el movimiento de las cargas eléctricas en movimiento.

Somos el resultado de lo que pensamos, sentimos, decidimos y hacemos. Nuestra vida se desarrolla en un infinitos campo de emisión y recepción de datos relacionados entre sí. Observar y mejorar estos datos es lo que nos permite salir de patrones repetidos involutivos.

Los nuevos equipos tecnológicos son muy rápidos corrigiendo y detectando fallos desarmónicos en el cuerpo. Distinguimos tres sofisticadas máquinas de feedback.

Un cuerpo armónico y equilibrado es un cuerpo sano, el cual te llevará a pensar y desarrollar las mejores ideas y proyectos para favorecer una vida saludable y feliz.

Cómo funciona la Biorresonancia Cuántica

Estos equipos son sistemas trivectoriales que consiguen un diálogo continuo con el organismo humano a una velocidad de interacción muy rápida, de modo que nos facilite datos importantes de la persona, con los que evaluar la información sobre cuestiones pasadas y actuales del paciente y podamos ayudarlo con una posible prevención.

Una vez registrados los datos biológicos, la Biorresonancia Cuántica da impulsos de estímulos que permiten armonizar las perturbaciones en nuestro sistema. Se usan mediciones específicas para ajustar las terapias más adecuadas basadas en las constantes eléctricas del organismo de la persona.

Los equipos detectan carencias, vitaminas, minerales, estados de inflamación o infección o ansiedad y diseñan el plan de tratamiento más rápido y adecuado según las condiciones a tratar.

Cuenta con 72 terapias alternativas a elegir en cada sesión por el profesional, como Electroacupuntura, PNL (Programación Neurolingüística), Homotoxicología, Scalar, Rife, Hormonal.

No tiene efectos secundarios y es complementario a un tratamiento médico de salud. No es un tratamiento invasivo sino, todo lo contrario, es sutil, preventivo e integrador, siempre orientado por un médico y/o personal formado en el ámbito de la salud.

Biorresonancia Cuántica Sevilla

Atisha Sevilla realiza tratamientos de Biorresonancia Cuántica en su centro, en el que, cuando se está en contacto con los electrodos,la mayoría de las personas no sienten nada ya que están recibiendo ondas y frecuencias de la misma intensidad de aquellas que manejan los órganos del cuerpo La relajación y ganas de dormir es una de las pautas que más se sienten, algún que otro pequeño cosquilleo cuando hay bloqueos y según la sensibilidad de la persona.

Biorresonancia Cuántica para niños

Los niños también pueden recibir un tratamiento de Biorresonancia Cuántica. De hecho, ya que en los niños no se han instaurado tantas toxinas como en los adultos y que sus fuerzas reguladoras están en mejor forma, es muy sencillo ayudarles ante un malestar, ya sea originados por organismos patógenos, cualquier toxina o agente externo. Además, es una terapia que les relaja y no les produce dolor.

Sobre la Biorresonancia

La Biorresonancia es la ciencia que regular a un ser vivo por medio de sus propias ondas electromagnéticas. Y está basad en la Biofísica de la Mecánica Quántica, la cual establece que todos los seres vivos están compuestos por campos electromagnéticos y que todo proceso bioquímico está precedido por vibraciones y partículas subatómicas que dictan la conducta fisiológica individual.

Dichas oscilaciones pueden ser captadas por un aparato de Biorresonancia, de la misma forma en que una radio puede captar diferentes frecuencias. Para tal efecto, el equipo de Biorresonancia utiliza electrodos que se colocan en diferentes partes del cuerpo para establecer una comunicación continua y directa en forma de circuito cerrado.

Por qué tratarse con Biorresonancia Cuántica

Se trata de tratamientos muy seguros ya que el aparato no puede alterar negativamente nuestras ondas fisiológicas, sus programaciones son muy amplias y ayuda en trastornos, alergias, dificultades óseo-musculares, adicciones.

Además, mejora la calidad del sueño, regula el estrés, armoniza y ayuda en los estados alterados emocionales, ansiedad, depresiones, trastornos en el ciclo de la mujer, mejora los estados dolorosos, potencia la capacidad de autoconocimiento entre muchas otras funciones.

Es inocuo e indoloro y no tiene efectos secundarios.Las sesiones tienen una duración de entre una hora y hora y media. El número de sesiones se determina según la necesidad a mejorar.